¿Dónde encontrar mis libros?

En Amazon podeís encontrar dos libros míos: 'Síndrome de Ulises,' y Del Procés a la República'

páginas vistas

viernes, 6 de octubre de 2017

Andy Warhol le pintó los labios a Mao. Aún escuece en China.

En la expo de Warhol en CaixaForúm Barcelona hay varias obras donde el matiz político de denuncia es claro, pero no burlezco. La silla eléctrica en blanco y negro,  a color; y una colt  38 inmensa y roja son una muestra del uso popular de las armas en USA, que él seguro no compartía.

El dictador chino y comunista  Mao Tse Tung con los labios pintados, es la burla más fuerte y política que Andy Warhol tiene en esta muestra, siendo sin duda una de sus obras más célebres.  Mao llevaba en el poder desde 1949. Tan célebre que uno de sus Maos es records de venta de su obra.
"El retrato del líder chino se ha vendido por 17,376 millones de dólares. Warhol ya vendió su 'Marilyn naranja' por 16,2 millones de dólares." 2016.
Todos sabeís de la virilidad con que fueron rodeados todos los líderes comunistas de Europa, Asia o el Caribe. Mao aparece como Castro o Breznev, en época de la Guerra Fría,  con rostro serio y viril como ejemplo o metáfora del líder serio,  comprometido y responsable en todas las fotos oficiales del partido y con su eterna vestimenta gris ceniza.
'Cuanta Warhol, que estando en París, para una expo suya  en el Palais Galliera, descansando en el hotel. Cogió la revista 'Life' y comenzó a leer la polémica suscitada por el viaje de Nixón a China de marzo 1972, por parte de la disciplina férrea del Partido. Con críticas muy negativas al presidente USa. 
Allí comenzó a ver múltiples imágenes oficiales de China con  fotos de Mao en libros escolares, y tuvo claro que haría su performance personal para quitarle virilidad a Mao. Realizó diez serigrafías. Y éstas se convirtieron en la única obra repetida con matices de su expo en París.
Lo más doloroso para los chinos que aman a su líder fue que le pintara los labios en todas.
Tal es el agravio, que aún perdura. Diez retratos serigrafiados y en acrílico del gran dirigente fueron eliminados de una gran retrospectiva en Shanghai (2013) sobre Andy Warhol, después de haber pasado por Hong Kong y Singapur. Aún hoy están prohibidas por el gobierno chino. Se equivoca el que piensa que Andy Warhol era un artista etéreo que no le importaba la política. Estos cuadros eran una respuesta según él, sobre la libertad creativa de los valores americanos contra el hermetismo comunista. 
Me resulta curioso el poco respeto que mostró por Mao, en cambio,  cuando realiza varias serigrafías del Che en 1968, dejó intacta su imagen,  y solo da color a la foto que seguro teneís en mente y no pondré aquí.
Andy Warhol. 1973.

No hay comentarios:

Publicar un comentario